TITULARES

Niñez paraguaya desprotegida




Si bien casi toda la población paraguaya está empezando a rozar la miseria -muchos dicen que exagero- por falta de empleos con asignaciones razonables, seguro social, salud y muchos otros servicios que el estado debería ofrecer por mandato constitucional, es lo de menos cuando de niños desprotegidos se habla.


El 41% de la población total del Paraguay la componen niños de cero a 14 años, es decir, unos 2.215.000 infantes, de los cuales el 42%, unos 937.000, están en situación de pobreza, según la Dirección General de Estadística, Encuestas y Censos.
MISERIA Y MENDICIDAD
La situación de miseria en que se encuentran muchas familias, especialmente de las zonas rurales, es la que les estaría empujando a venir a las ciudades a mendigar e inclusive, muchos utilizan a sus bebés y niños para solicitar limosnas en casi todas las avenidas más transitadas de la capital del país.
Llegamos al punto de quejarnos porque nos toman de sorpresa, tanto a la ida como al regreso del trabajo, pero están alli por dos razones. La primera porque el comun del pueblo siente la necesidad de ayudar a las personas que se encuentran en condiciones mas dificiles (porque los que tienen mayor poder economico siquiera los ve, porque no andan en buses ni se bajan en las calles), y en segundo lugar, porque el organismo que debiera encargarse de ellos no mueve un dedo para organizarlos o por lo menos cuidarlos.

ZONAS MAS VULNERABLES
El 62 % de la población infantil pobre reside en el área rural (580.940 niños). Ese porcentaje de infantes en situación de miseria es mayor que el de la pobreza total del país (33%), debido a que los hogares pobres del campo son precisamente los que tienen como promedio un mayor número de hijos.

El campo modernizado y mecanizado ha dejado de lado la mano de obra del obrero común, crecimiento tecnológico impulsado por el estado y grandes poderes económicos sin mirar el efecto contraproducente para el resto de la ciudadanía.

MISERIA Y DESNUTRICION
El 11% de los infantes menores de 5 años están desnutridos, es decir, su talla es inferior a la que debería corresponder.
La falta de educación, influye mucho en este caso. Los campesinos, en vez de seguir trabajando la tierra para usarla de sustento familiar, las vende y se quedan en extrema pobreza. No existe campañas del estado y menos aun de ONG´s que suponen encargarse de la educación de los mismos que les impulse a utilizar sus tierras de manera a que puedan autosustentarse (huertas familiares, plantaciones de pequeño porte, etc.)

NIÑOS y TRABAJO

Hay 120.000 niños de 10 a 14 años que forman parte de la fuerza laboral del país.
La ley Nº 903 del Código del Menor, en su Artículo 220 dice: El juez de Menores, en todos los casos en que tomare conocimiento de la existencia de menores de veinte años en estado de abandono material o moral, de peligro para los mismos, procederá a la investigación correspondiente, obtendrá los informes pertinentes y tomará las medidas idóneas para su protección. Y en su Artículo 221 dice: Se considera en estado de abandono material o moral a los menores en los siguientes casos: a) cuando no tengan hogar, carezcan de vigilancia, vivan de la mendicidad o de la caridad pública; b) cuando... los indujeren a la mendicidad u otra forma de vida reñida con la moral y las buenas costumbres y, finalmente en el Artículo 227: j) adoptar cuantas medidas y disposiciones creyere convenientes en beneficio de los menores.
Las autoridades no actuan de oficio, aunque estén facultados para ello. El estado a través de TODAS sus instituciones hacen la vista gorda a este tema, que va acrecentandose por el cumulo de problemas colaterales que tampoco atiende.

CONCLUSION
La ciudadanía los mantiene, pero no sabemos hasta cuando. En los últimos tiempos, los mendigos se van poniendo violentos, casi obligandolos a darles el aporte de siempre. El gobierno no cumple con sus promesas políticas y menos aun con sus funciones normales.
Los niños pagan esta desidia, los que están en las calles, sin educación, sin desayuno almuerzo y cena, sin vestimenta, sin medicamentos para cuando se enfermen...
Hay muchos aspectos de que hablar. Las organizaciones sin fines de lucro que no cumplen con su trabajo y dan una imagen deplorable al pais, exagerando la situación y con la consecuente corrupcion economica a costilla de los niños en la calle, las promesas de políticos, las instituciones del estado "holgazanes", la concienciación de la ciudadanía y un montón de etc. mas.
Es imperiosa la necesidad de "empezar" por lo menos, un camino de solución. Ahora estamos de nuevo en la politiquería de las elecciones, donde todos seremos protagonistas, pero olvidados en la "vida real" y si se descuidan... por el resto de nuestros dias.

J. Edgardo Lezcano B.  | j.lezcano@hotmail.com

Sobre Juan Edgardo Lezcano

Facilitador de Talleres de Comunicación y TIC´s. Fundador de LEZCORP y Director de Editorial de Medios, Publicidad y Eventos. En twitter @edLEZ